UA-93115614-1 969864758">
top of page

La historia de las parteras: una profesión ancestral


Partera

Desde tiempos inmemoriales, las parteras han sido piezas clave en la atención a la salud materna, acompañando a las mujeres en el proceso de gestación, parto y postparto. A lo largo de la historia, su figura ha evolucionado, pero su papel como cuidadoras y consejeras ha sido fundamental. En este artículo, te contaremos la historia de las parteras, desde la antigüedad hasta nuestros días, y cómo han influido en la atención a la salud de las mujeres y los recién nacidos.

En la antigüedad, las parteras eran consideradas como figuras sagradas, y su papel era fundamental en la sociedad. En Egipto, se les atribuía el don de la curación y la sabiduría, y se les rendía culto como diosas de la fertilidad. En la Grecia clásica, se creía que las parteras eran enviadas por Artemisa, la diosa de la caza y la fecundidad, y se les reconocía como expertas en el cuidado de las mujeres embarazadas y en el parto.

En la Edad Media, el papel de las parteras se vio reducido debido a la influencia de la Iglesia, que consideraba el parto como un castigo divino y una prueba de la fe. A pesar de ello, muchas mujeres siguieron confiando en las parteras, que se convirtieron en figuras de referencia en el cuidado de la salud materna.

Con la llegada de la medicina moderna, las parteras se vieron relegadas a un segundo plano, y su papel en la atención a la salud materna se vio reducido. Sin embargo, en las últimas décadas, la figura de la partera ha resurgido como una alternativa a la medicalización del parto, y su papel como cuidadora y consejera ha vuelto a ser reconocido.

Hoy en día, las parteras siguen siendo una figura clave en la atención a la salud materna, y su papel es fundamental en la promoción de la salud, la prevención de enfermedades y la atención al parto y postparto. Su experiencia y conocimientos en el cuidado de la mujer y el recién nacido, sumados a una atención respetuosa y personalizada, hacen que su trabajo sea imprescindible en la sociedad actual.

En resumen, la figura de la partera ha evolucionado a lo largo de la historia, pero su papel como cuidadora y consejera en la atención a la salud materna ha sido fundamental en todo momento. En la actualidad, su experiencia y conocimientos, sumados a una atención respetuosa y personalizada, hacen que su trabajo sea imprescindible en la sociedad actual.



Comments


Entradas recientes
Archivo
bottom of page